Prueba de Mar no superada

El VLCC Long Hu San, de 318000 toneladas y bandea de singapur, tuvo que pedir sopitas el pasado día 2 de agosto al quedarse tirado durante las pruebas de mar a 60 millas al este del estuario del Yangtse, en el mar de china oriental (East China Sea).

Los chinos movilizaron dos de los remolcadores estatales de salvamento de la zona, el East China Sea Rescue 101 y East China Sea Rescue 111, (originales donde los haya con los nombres). Una vez alcanzado el superpetrolero, el remolque no fue tarea fácil, sobretodo por el viento, la vela del barco en lastre, los pesqueros de la zona, sus redes y las restricciones de calado. Ayer consiguieron meterlo en puerto.

longhusan

En el mismo estilo, pero con más suerte y picaresca, durante unas pruebas de mar para unos astilleros del País, íbamos tan al límite de peso para dar la velocidad, que nos quedamos sin combustible al volver a puerto tras correr la milla, como se veía venir, tras ir parando motores y antes de quedarnos sin auxiliares, fondo ferro en Bahía y a esperar que Jesús nos viniese a traer el preciado líquido. Curiosamente el barco, o mejor la máquina estaba dimensionada para dar la mínima que evitaba rescindir el contrato, ya se contaba con las penalizaciones por falta de velocidad desde el inicio de la construcción, pero una cosa era pringar dinero y otra que no se quedasen con el barco.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *