Los peligros del GPS

La noticia es del año pasado, venía a decir que con poco más que un bote de «pringles» se podía interferir la señal de los GPS, el invento consistía en emitir ruido en la frecuencia de 1575.42 MHz para enmascarar la señal del satélite. Algo parecido a los inhibidores de frecuencia que nos dejan sin cobertura de movil, o los saturadores (transponders) radar que empiezan a vender en Andorra para desgracia de la GC. Nuestros «foro»fos de GPS pueden estar tranquilos, el sistema europeo Galileo tendrá la psibilidad de emplear más frecuencias para evitar este molesto inconveniente.

Mientras en Suiza, son más prácticos y se ha desatado la moda de fabricar GPSs caseros empleando teléfonos moviles viejos y antenas de televisión

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *