Republica

Impactado por la nueva subida de los tipos de interes ha dado la vuelta en Amberes. El Cougar Ace nos puso los pelos de punta el a?o pasado, ahora el barco de la Grimaldi se tumba en las aguas tranquilas de puerto, parecen barcos que en vez de curvas de estabilidad tengan rectas.

Hay un dicho del arma submarina que ya era usado antes de los primeros submarinos:

«Algunos barcos est?n hechos para hundirse solos y otros necesitan nuestra colaboraci?n».

Pincha para ampliar

Via Antonio, la noticia en 7sur7.be

Esta entrada fue publicada en Accidentes y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *