Drug abuse at sea

El patrón de vida en la mar comprende grandes períodos separados de las diversiones y entretenimientos que disfrutan las personas en tierra. Los períodos de aislamiento tienden a inducir un fuerte deseo de diversión cuando se llega a puerto, esto unido al dinero en efectivo al salir a tierra, ha hecho que los traficantes se fijen en los marinos como un buen negocio. Por su parte, los navieros han intentado preservar al marino de estos y otros vicios, con jornadas leoninas, reducción de tripulaciones, códigos ISPS, escalas relámpago, monoboyas, etc…

Drug abuse at sea, un problema que va desplazando al whiskey

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *