¡A por las emisiones de LNG!

Se acerca el final del «bluf» del Gas Natural, ya en marzo del año pasado, el Banco Mundial pedía evitar nuevas políticas públicas que apoyen al Gas Natural como combustible para búnker marítimo, reconsiderar el apoyo de existente y continuar regulando las emisiones de metano para poner el transporte marítimo en otra vía verde. Luego vino Putin y esta semana la ONU.

La ONU lo ha anunciado en la conferencia del cambio climático de Egipto. Como parte de los esfuerzos globales para frenar el cambio climático arranca un nuevo sistema basado en satélites para detectar las emisiones del gas metano que calientan la atmosfera. La idea es permitir a los gobiernos y a las empresas responder al desafío con datos, luego con restricciones, multas y presión social.

El Sistema de Alerta y Respuesta de Metano (MARS), lanzado en la 27ª Conferencia de Cambio Climático de las Naciones Unidas, es una plataforma de datos que parte de la estrategia del Observatorio Internacional de Emisiones de Metano para obtener datos relevantes para las políticas de mitigación de emisiones.

MARS utilizará datos de satélites de alta resolución para identificar columnas de metano y puntos calientes para luego atribuir las emisiones a una fuente específica. El Programa Medio Ambiente de Naciones Unidas notificará a los gobiernos y empresas sobre las emisiones, ya sea directamente o a través de socios, para que la entidad responsable pueda tomar las medidas apropiadas. Si se solicita, los socios de MARS brindarán servicios técnicos o de asesoramiento, como ayuda para evaluar las oportunidades de mitigación. El Programa continuará monitoreando la ubicación del evento y pondrá a disposición del público los datos y el análisis entre 45 y 75 días después de la detección.

Esta entrada fue publicada en Medio Ambiente y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *