Sobrecarga cognitiva

Cada vez más equipos en los barcos, menos romanos preparados y más presión de las oficinas.

Informe de la investigación del MAIB sobre el abordaje del 21 de octubre de 2018 del ferry Red Falcon con un yate amarrado en el puerto de Cowes. Al navegar con visibilidad reducida en el puerto, el capitán del Red Falcon perdió la orientación se salió del canal navegable y dio un giro de 220°. En su confusión, el capitán condujo el ferry en la dirección equivocada, lo que provocó el abordaje al yate amarrado, que se hundió en su atraque.

La investigación muestra que el capitán se obsesionó con la información mostrada en su carta electrónica y con los controles de la máquina, e ignoró la información mostrada en otros equipos electrónicos sufriendo una «sobrecarga» cognitiva debido al fuerte estrés de la situación. El equipo del puente se desconectó de la operación debido a la falta de comunicaciones claras y de entrenamiento en escenarios de emergencia. Hubo suerte y no se llevo por delante otra embarcación de recreo con gente durmiendo a bordo.

La cámara del CCTV de proa del Red Falcon empieza a ser una joya para las investigaciones, no es la primera vez.

Esta entrada fue publicada en Investigación Accidentes y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *